Jueves
30/03/2017
Pescadores cultivan cojinoba del norte en la Región de Coquimbo
El fortalecimiento de las actividades de acuicultura en áreas de manejo, a pescadores artesanales de la Región de Coquimbo, fue el inicio de una gran iniciativa pionera en Chile.
27/12/2016


11180 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Pescadores cultivan cojinoba del norte en la Región de Coquimbo

Se trata de la capacitación de dichos pescadores hacia el desarrollo de acuicultura a pequeña escala (APE) para aplicar conocimientos y experiencia en sus áreas de manejo. Esto es posible gracias al apoyo de la Universidad Católica del Norte (UCN) a través del proyecto “Programa de Transferencia Tecnológica (PDT) de Cultivo de Cojinoba del Norte para Potenciar la Acuicultura de Pequeña Escala en las Caletas de la Región de Coquimbo”; PDT que es financiado por la Corporación de Fomento de la Producción (Corfo), ejecutado por profesionales de la Universidad Católica del Norte (UCN) y apoyado por Minera Los Pelambres.

La Acuicultura de Pequeña Escala, está definida por la Subsecretaría de Pesca y Acuicultura como la actividad de cultivo de recursos hidrobiológicos realizada por micro y pequeñas empresas. Actualmente, existen cerca de 1.000 concesiones de superficie menor a seis hectáreas que calzan con esta clasificación y, además, existen cerca de 100 concesiones cuyos titulares son organizaciones de pescadores artesanales que pueden realizar esta labor. Esta actividad la pueden ejercer los titulares de concesiones de acuicultura y sindicatos de pescadores artesanales, a cargo de las Áreas de Manejo (AMERB). Bajo esta modalidad y, según datos de Subpesca, hoy, en Chile, se cultivan principalmente moluscos (choritos y ostión) y algas (pelillo), pero existe gran interés en aumentar la diversidad acuícola, incorporando experimentalmente piures, erizos y diferentes tipos de algas, así como también peces nativos, como es el caso de la cojinoba del norte (Seriolella violacea).


En este contexto, el proyecto Corfo “Difusión Tecnológica del Cultivo de Cojinoba del Norte para potenciar el desarrollo de la Acuicultura de Pequeña Escala en las caletas de Coquimbo”, ha hecho una apuesta certera para darle un nuevo nicho a los pescadores artesanales.Actualmente,en dicho proyecto participan la  A.G. San Pedro de Los Vilos, Cooperativa Los Vilos Ltda. y A. G. Pescadores Artesanales Caleta Guayacán, todos apoyados por el equipo del Laboratorio de Cultivo de Peces y el grupo de  Acuicultura a Pequeña Escala de la Facultad de Ciencias del Mar de la UCN, donde el Biólogo Marino Cristian Sepúlveda; Lorena Vega, Ingeniero en Acuícola y el sociólogo,Felipe Rivera, liderados por Héctor Flores, director del proyecto. Los profesionales han acompañado a los pescadores en la capacitación e instalación de unidades demostrativas como parte de la transferencia tecnológica.


La tecnología de cultivo consiste en la instalación de unidades demostrativas de cultivo para cada caleta.  Esto comprende dos estanques de cultivo,de 5.000 litros,provistos de  tuberías de succión, sistema eléctrico, blower, sala de bomba y filtro, entre otros. Estas unidades están provistas de 200 juveniles (cada uno),obtenidos en el laboratorio de cultivo de peces de la UCN y, son entregados a los pescadores con la finalidad de engordar los peces y lograr un peso de cosecha de 1 kg., para posteriormente, a mediano plazo, avanzar hacia el cultivo de cojinoba del norte, en jaulas marinas, en las áreas de manejo, donde serán los propios pescadores quienes mantendrán el sistema de cultivo.


Al respecto, Héctor Flores, director del proyecto, comentó: "en  noviembre estamos  llegando al hito de la siembra de 200 ejemplares de cojinobas juveniles en cada instalación. Es un ensayo práctico obligado en el cultivo de esta especie y con miras  para que, en el mediano plazo, complementen las actividades de las áreas de manejo con el cultivo de algas, invertebrados y, también de peces nativos, como lo permite recientemente la normativa".


Al respecto, Pedro Codoceo, presidente de la A.G. Caleta San Pedro, comentó que “se valora el trabajo mancomunado entre los pescadores y el equipo técnico, ya que ambos disponen de su conocimiento empírico y conocimiento técnico, para otorgarle alternativas de corto plazo a la pesca artesanal". Codoceo expresó, además,que "ha  cambiado  la  mentalidad de la pesca artesanal, ya no somos solo meros extractores. Por eso, cuando se nos plantea la posibilidad de realizar el engorde en tierra de peces, en la Caleta y para  luego, continuar con una fase en jaulas en mar, nos pareció muy interesante y apoyamos enseguida la iniciativa.


Por su parte, Juan Rojas, presidente de la Cooperativa de Pescadores Artesanales de Los Vilos Ltda., indicó que:"al aceptar participar en este proyecto quisimos experimentar con  algo nuevo y estamos muy contentos de haber sido elegidos por la universidad para implementar este piloto, pues se convierte en una iniciativa importante para buscar otras  alternativas, que pueda tener la cooperativa (...) se ha tomado conciencia para ver si podemos dar un paso más grande en el cultivo de cojinoba".


Finalmente, Héctor Flores, indicó que: "el siguiente paso debería ser el lograr desarrollar  un segundo proyecto, para escalar la etapa del cultivo de cojinoba del norte con una jaula,  en las áreas de manejo con una tonelada de peces para cerrar el ciclo de cultivo en cada caleta".


Conversamos con Héctor Flores, director del proyecto Corfo (15PDTD-46329) "Programa de Transferencia Tecnológica del Cultivo de Cojinoba del Norte para Potenciar la Acuicultura de Pequeña Escala (APE) en las Caletas de la Región de Coquimbo", quien nos cuenta sobre los alcances y proyecciones de este proyecto.


- ¿Cuántos pescadores se verían beneficiados con este proyecto?

"El proyecto contempla 3 organizaciones de pescadores artesanales como beneficiarias atendidas, las cuales son:Cooperativa de Pescadores Artesanales de Los Vilos Ltda., Asociación Gremial de Pescadores Artesanales Caleta San Pedro (de Los Vilos) y la Asociación Gremial de Pescadores Artesanales Caleta Guayacán”.


 - ¿De qué caletas son los pescadores?

"Los pescadores artesanales participantes del proyecto son de caleta San Pedro, de Los Vilos y de caleta Guayacán, Coquimbo".


- ¿Cómo comienza el proceso de reproducción antes de entregar los peces a los pescadores?

"Para lograr disponer hoy de juveniles de Cojinoba del Norte, para que sean engordados por las organizaciones de pescadores artesanales, profesionales del Laboratorio de Cultivo de Peces de la Facultad de Ciencias del Mar (UCN), mediante 10 años de proyectos de investigación, se embarcaron en el objetivo de capturar cojinobas, en distintos puntos de desembarque de esta especie nativa (Chañaral, caleta Los Hornos, y Guanaqueros), así, en caleta Los Hornos, lograron capturar, con la colaboración de pescadores artesanales del sector, ejemplares de la especie, los cuales se mantuvieron en los estanques del laboratorio hasta que lograron identificar las épocas de desove espontáneo, para comenzar con dominación de la etapa larval del cultivo. Una vez controlada la etapa del cultivo larval, a partir del condicionamiento óptimo para su supervivencia, en términos ambientales y alimenticios, se da inicio a la etapa de engorda de los juveniles, los cuales, con aproximadamente 400 gr.,son trasladados a las caletas donde son engordados por los pescadores artesanales, en estanques en tierra".


- ¿Cuántos estanques, por caleta, instalarán?

"Se instalarán 2 estanques, por caletas (3), es decir, un total de 6 estanques de 5.000 litros cúbicos".


- ¿Cuántos peces, por estanques, pondrán y de cuántos gramos?

"Se sembrarán 200 ejemplares, por caleta (3), de aproximadamente 400 gramos".


- ¿Cuál sería el peso de cosecha y en cuánto tiempo se puede conseguir?

"Se espera cosechar con aproximadamente 1 kg, hacia los meses de abril-mayo de 2017. Sin embargo, hay algunas caletas que miran a mantener los peces con fines turísticos también, es decir, llegar más allá del kilogramos de peso".


· ¿Por qué se eligió trabajar con esta especie?

"Es una especie sobreexplotada, de interés comercial, de la cual se ha desarrollado su tecnología de cultivo mediante la investigación.  Es, además, una especie dócil, que sirve óptimamente para realizar procesos de transferencia tecnológica ya que su manipulación es de baja complejidad para los pescadores artesanales, considerando que se trata de una incorporación de prácticas innovadoras al quehacer tradicional del sector".


- ¿Qué viene a futuro con la Cojinoba en el norte del país?

"Los procesos de apropiación tecnológica experimentados por las organizaciones de pescadores artesanales,quienes participan activamente del “Programa de Acuicultura en Áreas de Manejo”.  Están en una etapa crítica, pues se trata de la aproximación y aprendizaje de los aspectos básicos del manejo de un cultivo de peces nativos.  Se ha asumido como un ejercicio metodológico previo para comenzar con la acuicultura de peces nativos en las áreas de manejo. Así, luego del proceso de asimilación de la complejidad de las labores que demanda el cultivo de peces, el sector artesanal estaría en condiciones de enfrentar tamaño desafío, junto a los equipos transferencistas. Independiente de lo anterior, la UCN además cuenta con el paquete tecnológico para que la empresa privada, que se interese en explorar el cultivo de esta especie, lo pueda hacer”. 


Por Katherine Silva Acevedo

Revista Mundo Acuícola

Edición 110

Octubre-noviembre de 2016