Viernes
22/09/2017
Patagonia Wellboat asume la nueva etapa de la salmonicultura con moderna nave para el trasporte de peces vivos
El jueves 11 de octubre en el muelle principal de marina Oxxean, ubicado en el sector de Chinquihue- se realizó la ceremonia de inauguración y bautizo del Patagón VII.
19/12/2012


459 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Patagonia Wellboat asume la nueva etapa de la salmonicultura con moderna nave para el trasporte de peces vivos

Al igual que sus hermanos anteriores, Patagón VII tiene una excelente maniobrabilidad para un barco de estas dimensiones con hélice transversal Thruster a popa y sistema Pump Jet en proa, de forma de minimizar el riesgo de atrapar redes salmoneras y/o loberas cuando se maniobra al costado de las jaulas salmoneras.

 

Especial atención se ha puesto en el diseño de la nave, logrando un calado máximo de 5 metros, apta para maniobrar por sobre las grillas de fondeo y reticulados de jaulas circulares. El casco en la banda de trabajo posee verduguetes que protegen la zona de contacto entre la nave y las jaulas evitando daños por roce. La suma de todos esos detalles hacen que finalmente Patagón VII sea una nave efectivamente pensada y construida para operar en centros de cultivo y preparada para operar en esta industria.  La nave tiene una definición bastante específica, y no tiene usos alternativos, salvo el transporte de peces vivos.

 

Consolidada trayectoria

Luego de su primer viaje en 1998, Patagonia Wellboat  cuenta con una destacada trayectoria en la industria acuícola nacional, especializándose en el transporte de peces vivos. Actualmente, la firma suma siete embarcaciones para dichos fines, con lo que espera consolidar aún más su presencia en la industria.

 

Desde aquel primer viaje -en que sólo se transportaron 2 toneladas de cosecha de salmónidos-, Patagonia Wellboat mantiene un alto estándar de servicio, destacando la incorporación de moderna tecnología, adaptada a las nuevas regulaciones del sector. la incorporación de Patagón VII a la flota representa un incremento en la capacidad de servicio del orden de un 30 % y proyecta una capacidad superior a las 150 mil toneladas anuales, para las compañías más importantes de la salmonicultura en el sur de Chile.

 

A la fecha, Patagonia Wellboat se proyecta como un referente nacional para el transporte de peces vivos, lo que es avalado por la amplitud y cobertura del servicio, cubriendo servicio de transporte de cosecha viva y de smolt entre Puerto Montt y hasta el sur del Estrecho de Magallanes.

 

Inauguración Patagón VII

El jueves 11 de octubre en el muelle principal de marina Oxxean, ubicado en el sector de Chinquihue- se realizó la ceremonia de inauguración y bautizo del Patagón VII. Nave con 1.500 m³ de bodega y una capacidad de carga de 190 toneladas de peces vivos tamaño cosecha. Durante la última semana de septiembre, la embarcación efectuó sus primeras cargas de peces, las que se utilizaron para calibrar y poner a punto todo el equipamiento de la nave.

 

Durante la inauguración, el director de Patagonia Wellboat S.A., Hans Kossmann, realizó un discurso destacando los principales aspectos técnicos del Patagón VII y explicó los fundamentos de la empresa que ampararon la decisión de emprender este importante proyecto de crecimiento.

 

“Comienzo mis palabras dándoles a todos la más cordial bienvenida y agradeciéndoles su asistencia a la inauguración del wellboat Patagon VII, embarcación encargada hace ya varios años al astillero Asenav, pero que por las dificultados a las que se vio enfrentada la industria del salmón, sólo pudimos ratificar hace poco más de un año atrás”, indicó Kossmann, al referirse a la inversión que alcanzó los US$ 14 mil millones.

 

Luego, el director de Patagonia Wellboat detalló las tres principales razones por las cuales la empresa decidió invertir en la nueva embarcación.

 

Marco regulatorio y control sanitario

En este aspecto el ejecutivo agradeció el establecimiento de las condiciones mínimas de operación para este tipo de naves, claves para una cosecha eficiente de la producción. “Creo firmemente que si la industria productora de salmón se focaliza en el respeto de las capacidades biológicas de las especies en cultivo, en definitiva de su bienestar como seres vivos, logrará su sustentabilidad. Pero ello significará cambiar de un modelo centrado en decisiones financieras a un modelo centrado en decisiones biológicas, las cuales por consecuencia permitirán un éxito financiero”.

 

La confianza de sus clientes

Gracias a su trayectoria, Kossmann reiteró el apoyo por parte de las empresas productoras a las cuales prestan servicios, lo que pudo consolidar la presencia de la empresa en la industria.”El respaldo de nuestros clientes ha sido el motor de nuestro desarrollo, y la firma de contratos de servicio de largo plazo fue fundamental para lograr la confianza de los accionistas para poder volver a invertir. Quiero agradecerles este respaldo y asegurar a nuestros clientes que nuestra misión y objetivo es prestar un servicio de excelencia”, aseveró.

 

En tercer lugar, el director de la firma manifestó que la empresa se siente orgullosa del equipo humano que forma parte de Patagonia Wellboat, liderado por su gerente general don Mauricio Labra.

 

“Este equipo ha sido capaz de sortear con éxito los momentos difíciles a los que se ha visto expuesta la compañía, manteniendo el foco en la satisfacción de nuestros clientes, cuidando de la eficiencia de las operaciones e innovando permanentemente para adaptarse a los cambios de una industria en extremo dinámica. Sin un grupo humano en el cual confiar -indicó Kossmann-, no es posible pensar el crecimiento de una empresa, por lo que agradecemos el buen trabajo de la administración en los aspectos operacionales así como también agradecemos el aporte de todos los empleados embarcados en nuestras naves, en cuanto son ellos los que finalmente interactúan directamente con nuestros clientes y tienen la responsabilidad de trasladar en forma segura una carga valiosa y delicada, cumpliendo plazos exigentes”.

 

De igual forma, el ejecutivo agradeció y felicitó el valioso trabajo realizado durante muchos años por el sindicato de trabajadores de Patagonia Wellboat, quienes bajo la presidencia de Alejandro Santibañez, se han preocupado del desarrollo de los trabajadores, así como de aportar en el cumplimiento de los objetivos de la empresa.

 

A su vez, Mauricio Labra, gerente general de Patagonia Wellboat, hizo un acto de reconocimiento al Director Presidente de Patagonia, el Sr. Eberhard Kossmann por parte de los trabajadores de la empresa, destacando los 50 años de trayectoria de este reconocido empresario y el incondicional apoyo a la empresa y su gente.

 

 

Mauricio Labra, gerente general Patagonio Wellboat:

"No tenemos un límite físico, el límite lo pone la industria"

 

En el contexto de reactivación de la industria salmonera y de los nuevos desafíos tanto en buenas prácticas productivas como en controles sanitarios instaurados por la autoridad, el gerente general de Patagonia Wellboat, Mauricio Labra, se refirió a la nueva etapa que enfrenta la industria y las proyecciones de la misma.

 

Conjuntamente, y en el marco de la inauguración del Patagón VII el pasado mes de octubre -última embarcación que se incorporó a la flota de la empresa-,  el gerente de la empresa líder en el transporte de peces vivos manifestó el compromiso de la compañía por la eficiencia y la profesionalización continua de la actividad.

 

-¿Cómo enfrenta Patagonia Wellboat la nueva etapa de la industria con la nueva nave? 

“Patagón VII es la continuidad de una forma de hacer las cosas en Patagonia Wellboat, por lo que no es un cambio radical. Patagón VII es una demostración de confianza y, en base a ello, el conocimiento que tenemos de la industria nos permite tomar una decisión tan importante como la inversión en esta nave, y lo hacemos con los mismos conceptos referentes a que la cosecha, debe hacerse de la mejor forma que se les pueda otorgar a los peces. A nuestro entender, la cosecha mediante el transporte de peces vivos es el mejor resultado de calidad, y neutralizando la parte negativa que pueda tener un transporte de cosecha de peces vivos, en cuanto al riesgo biosanitario”. 

 

-¿De qué forma asimilaron los nuevos parámetros de producción y bioseguridad? 

“Nuestra empresa ha mantenido la visión de que el futuro está en neutralizar en forma responsable los factores adversos, pero manteniendo todas las ventajas de la cosecha en vivo, para lograr de esta forma la cadena de calidad en un nivel óptimo.  Lo anterior tanto en abastecimiento como en calidad de los peces.  Esto es algo que la industria necesita debido al valor agregado que exporta, por lo tanto, reiteramos que Patagón VII es una continuidad en nuestra forma de trabajar”.

 

-¿Cuál es la capacidad de Patagón VII? 

“En términos de volumen, Patagón VII, no es el séptimo de una flota, sino que por sus características técnicas, su performance y su tamaño, representa un crecimiento superior al 30% de nuestra capacidad de servicio.  En consecuencia, es un importante paso en nuestra compañía, y es un esfuerzo que lo valoramos como un paso al futuro de confianza con nuestros clientes, nuestro personal y nuestra industria. La nave posee bodegas de 1.500 m³ y una capacidad de carga de 190 toneladas de peces vivos, es la nave más grande de nuestra flota”.

 

-¿Cómo se coordinó el diseño con Asenav? 

“Desde muy temprano le hemos puesto al astillero Asenav un desafío muy importante. Porque una nave de estas características sugiere un calado mayor, y además les pedimos una nave de grandes capacidades. Sin embargo, mantenemos nuestra exigencia de que la nave mantenga un calado que no supere los 5 o 5,5 metros. Esto tiene que ver con la infraestructura de nuestros clientes, principalmente las grillas y sistemas de fondeo donde tenemos que operar. Por lo que el astillero debió esforzarse y esmerarse en terminar una nave que cumpla con las características de navegabilidad, pero que además cumpla con estos requisitos especiales que les estamos pidiendo. Construcciones que habitualmente no se hacen”.

 

-¿Qué se puede destacar dentro de sus prestaciones? 

“Hemos pedido esta nave con paneles móviles para quedar con una opción múltiple de descarga. Ya sea para acopio o descarga directa a tierra cuando sea requerido por temas de estatus sanitario de los peces. Estos paneles móviles influyeron en forma significativa en la forma del casco para lograr una sección recta y tener la posibilidad de un barrido perfecto dentro de las bodegas. También, dentro de las exigencias en nuestros proyectos, es que la nave pueda ser limpiada sin tener espacios inaccesibles en un sistema de desinfección.  Estas fueron consideraciones que el astillero debió asimilar, y que van más allá de las líneas constructivas navales tradicionales”.

 

-¿Cómo es la performance de acuerdo a las especies transportadas? 

“La especie más amigable para ser transportada es el salmón del Atlántico (Salmo salar). Es un pez que se comporta de forma bastante más pasiva que la trucha y el coho. Además permite ser cargado y manipulado en forma más fácil; opone menos resistencia por lo que genera menor nivel de estrés; consume menos oxígeno y, en consecuencia, permite un manejo sin llegar a situaciones límites”.

 

“Por el contrario, la especie más aguerrida es la trucha. La que es capaz de vencer velocidades de carga de agua superior a 3 o 4 metros/seg.  Es una velocidad altísima en términos de flujo de agua y a tubo lleno. La trucha es el único pez de las tres especies que habitualmente se cosechan en Chile, que es capaz de estar metida en el tubo a 4 metros/seg. dar media vuelta nadar contra la corriente y pasar de vuelta por el contador hacia atrás.  Entonces, la forma de cargar la trucha es mediante un caudal de subida tan grande, que asegure que no le dé la posibilidad de volver.  La trucha levanta una taza metabólica tan alta que es capaz de consumir en forma explosiva todo el oxigeno disponible. Por lo que el operador y el técnico tienen que tener más resguardo y deben tener un protocolo de carga de las truchas diferente al de salares”.

 

-¿Cuáles son las proyecciones de expansión geográfica de Patagonia Wellboat?  “Somos una empresa de servicios de transporte de peces vivos, nos definimos así. En consecuencia, nuestro límite está en ese ámbito, lo que deja abierta la posibilidad de explorar otras especies en otras latitudes.  Actualmente en nuestras naves tenemos el servicio especializado de transporte de smolt y de cosecha, siempre dentro del rango de los peces vivos, y nuestro ámbito de acción está definido por el radio de acción de la industria. Hoy en día el sector llega hasta el sur del Estrecho de Magallanes, donde hay centros a los cuales ya hemos transportado smolt desde Puerto Montt con varias de nuestras naves. Viaje de casi mil millas de navegación hacia el sur, cruzando dos golfos. Por lo tanto no tenemos un límite físico, el límite lo pone la industria.

 

Mauricio Labra reiteró que el las operaciones en la flota de Patagonia Wellboat, cuentan con un personal calificado el cual ha desarrollado un know how que ya tiene más de 12 años. Lo que ha significado mantener un staff de gente muy capacitada. Cada vez que ha llegado un barco nuevo, hay una selección natural del personal que ha logrado una mejor desempeño. Siempre un barco nuevo trae además, nuevos elementos tecnológicos y nuevos desafíos. “El personal que opera en el Patagón VII es sólo personal seleccionada de nuestra propia flota”, finalizó.

 

 

 

 



NOTICIAS RELACIONADAS