Domingo
24/09/2017
Universidad chilena obtiene patente de invención en EE.UU. para sustituir antibióticos en salmonicultura
La tecnología creada permitiría sustituir el uso de antibióticos en industria salmonera con un producto ambientalmente amigable, que no genera resistencia y cuya administración no es invasiva. (Mundo Acuícola).
25/07/2017


4759 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Universidad chilena obtiene patente de invención en EE.UU. para sustituir antibióticos en salmonicultura

Un importante reconocimiento recibió un equipo de investigadores del Centro de Microinnovación de la Facultad de Farmacia de la Universidad de Valparaíso (UV), al obtener en Estados Unidos su patente de invención.

 

La investigación permitió el desarrollo de una tecnología —rotulada como US Patent N° 9.629.882— a base de una bacteria marina que se presenta como una alternativa al uso de antibióticos para la industria del salmón en el mundo.

 

“Esta bacteria produce una molécula que es capaz de engañar a los microorganismos que son patógenos. No los mata, sino que interrumpe los mecanismos de comunicación que tienen las bacterias para ser patógenas. Así las bacterias pierden su patogenicidad, como también su virulencia y su capacidad de hacer daño”, comentó el director del Centro de Microinnovación UV y uno de los responsables de la investigación patentada, Dr. Alejandro Dinamarca.

 

Entre las principales ventajas de esta nueva tecnología respecto a los tratamientos actuales destaca el ser un producto ambientalmente amigable, que no genera resistencia y cuya administración no es invasiva.

 

Según lo ha indicado la Organización Mundial de la Salud, en la actualidad el problema de los antibióticos es masivo debido a la resistencia que están presentando las bacterias a las terapias que suministran estas sustancias químicas.

 

Es a partir de este escenario que los grandes esfuerzos a nivel mundial se orientan a la búsqueda de nuevos antibióticos o alternativas al uso de estos medicamentos. En ese sentido, el Dr. Dinamarca agregó que “el objetivo de contar con un aditivo alimentario ya registrado permite generar una industria salmonera con mayor inocuidad alimentaria, dado que se utilizaría menos cantidad de antibióticos, se produciría esta nueva generación de productos y eventualmente el salmón cultivado en Chile estaría libre de agentes de antibióticos”.

 

Desde la UV manifestaron que la obtención de la patente es un alcance relevante, dado que en la salmonicultura se utilizan los mismos antibióticos que se usan para el tratamiento de enfermedades infecciosas en humanos.

 

Por otro lado, el contar con este tipo de patente garantiza que todos los aspectos relevantes del desarrollo de la tecnología estén protegidos.

 

Para el Dr. Dinamarca a esto se suma el alto nivel de la investigación desarrollada por su equipo. “Tenemos un grupo de investigadores que son capaces de hacer ciencia básica y ciencia aplicada, y generar productos a partir de la investigación científica. Eso es muy relevante. Es lo que hacen Estados Unidos, Alemania e Inglaterra. De alguna forma ellos sustentan sus economías basadas en la ciencia y nosotros estamos empezando ese camino y la UV está siendo líder en ese aspecto”, advirtió.

 

La obtención de esta patente se logró gracias al financiamiento de los proyectos Fondef y Corfo y a la Dirección de Investigación UV, a través de la Oficina de Transferencia y Licenciamiento (OTL).

 

Además del Dr. Dinamarca participaron en el desarrollo de la investigación y la tecnología los doctores Claudia Ibacache y Juan Ojeda.

 

Galería