Viernes
24/11/2017
Asipes llama a respetar veda biológica de la merluza común y a consumir otros pescados
Enfatizan que es de extrema importancia respetar el ciclo reproductivo de la merluza común, para asegurar su conservación y mantener la actividad pesquera artesanal e industrial (Mundo Acuícola).
01/09/2017


2421 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Asipes llama a respetar veda biológica de la merluza común y a consumir otros pescados

Un llamado a respetar la veda de la merluza común que comenzará a partir de mañana viernes 1 de septiembre, realizó la presidenta de la Asociación de Industriales Pesqueros (Asipes), Macarena Cepeda, enfatizando el mensaje de la campaña que lanzó la autoridad de Sernapesca en Tomé.


La representante de los industriales destacó que es de suma importancia internalizar que la veda corresponde a una medida necesaria para la recuperación de la biomasa y asegurar la conservación de la especie que en estos momentos se encuentra en estado de “sobreexplotación”.

 

“La merluza común es una de las pesquerías emblemáticas de nuestro país y el recurso más afectado por pesca ilegal. Como gremio estimamos que es tremendamente necesario que se respete su ciclo reproductivo y que se desarrollen las condiciones para que la actividad pesquera en forma global pueda mantener su operación en el futuro.  En Asipes existe el compromiso de generar conciencia respecto a la extracción de este recurso durante todo el año y lo hacemos con mayor énfasis en septiembre, que es un período clave para la reproducción de la merluza común”, destacó Macarena Cepeda.

 

Según estadísticas de Sernapesca, solo uno de cada cuatro ejemplares de merluza comercializada en Chile proviene de pesca legal.  La pesca negra del recurso ha dañado rotundamente su recuperación y atenta contra la conservación de esta emblemática pesquería. Por lo anterior, es esencial que durante septiembre los consumidores tengan claridad de que este pescado no debe comprarse fresco, pues la ley prohíbe toda actividad relacionada con la extracción y comercialización de la merluza fresca. 

 

La veda de la merluza común rige desde el límite norte de la Región de Coquimbo, hasta el paralelo 41°28,6’ en la Región de Los Lagos. Durante todo el mes, la autoridad intensifica su labor fiscalizadora en caletas, carreteras, plantas de proceso, centros de distribución y consumo, entre otros puntos preestablecidos, pues la merluza común se considera un recurso en estado de sobreexplotación.

 

Desde Asipes puntualizaron que durante septiembre existe la opción de consumir merluza congelada certificada, la que se puede comprar en supermercados y en las salas de venta de la pesca industrial ubicadas en Talcahuano, Tomé y Coronel.

 

“La idea es que los restoranes y las familias no dejen de preparar y consumir pescado, durante este mes, sino que conozcan otras opciones de presentación y de productos. La industria se ha esmerado en diversificar opciones para el consumo directo de las personas y por eso nos atrevemos a recomendar por calidad, por precios y por el aporte nutricional una variedad de recursos que se encuentran disponibles para el público. En el comercio se puede adquirir merluza congelada, jurel en distintos formatos, jibia y muchas opciones de conservas”, destacó Macarena Cepeda.



NOTICIAS RELACIONADAS