Sábado
18/11/2017
Ceram implementa moderna técnica para detectar biotoxinas lipofílicas con estándar de la UE
Teniendo en cuenta la presencia permanente de estas toxinas en Chile, se hacen necesario tener opciones regionales para su análisis en moluscos bivalvos, e igualmente, mantener la competitividad de la industria del mejillón (Mundo Acuícola).
23/06/2017


4499 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Ceram implementa moderna técnica para detectar biotoxinas lipofílicas con estándar de la UE

En dependencias de la Universidad Austral de Chile, sede Pelluco en Puerto Montt, se llevó a acabo el cierre del proyecto "Implementación de capacidades regionales para la cuantificación de biotoxinas lipofílicas en moluscos bivalvos para la exportación bajo estándares de la Unión Europea". El cual es una iniciativa cofinanciada por el Fondo de Innovación para la Competitividad del Gobierno Regional de Los Lagos (FIC 2013) el cual es fue dirigido por la MSc, Miriam Seguel, directora del Centro Regional de Análisis de Recursos y Medio Ambiente” (Ceram) de dicha universidad.

 

Su principal objetivo fue implementar la técnica por LC/MS/MS (cromatografía liquida masa masa) para la detección de biotoxinas lipofílicas exigidas por la Unión Europea en el Laboratorio Ceram, para el control de las áreas de producción de los choritos y de producto final para la exportación.

 

Las toxinas lipofílicas son producidas por microalgas, específicamente del grupo de los dinoflagelados y engloba a cuatro grupos distintos: ácido okadaico y sus derivados (VDM), pectenotoxinas, yesotoxinas y azaspiracidos. Cada grupo de estas toxinas tiene diferentes efectos en el ser humano.

 

“El propósito de implementar esta técnica a nivel regional para que pudiésemos, como región, poder dar respuesta a las exigencias del Sernapesca para los mercados de exportación. Ese fue uno de los grandes logros; el establecer esta capacidad regional”, destacó a Mundo Acuícola la directora del Ceram, Miriam Seguel.

 

“El segundo propósito, yo diría que fue dar a conocer qué toxinas tenemos del grupo de las lipofílicas en los mariscos; cuánto tiempo tardan en destoxificarse, etcétera, y todo esto es información científica que nos va a servir de base para que el Sernapesca adopte algunas resoluciones o normativas”, comentó la investigadora.

 

“Todavía no estamos habilitando el servicio, pero lo vamos a hacer esperamos a inicios del 2018. Esto porque hay que pasar por una serie de exigencias que nos pide el Sernapesca. Además, trabajamos para el Programa de Sanidad de Moluscos Bivalvos y, por lo tanto, todos los mitilicultores de la región podrán enviar sus muestras como siempre a la UACh y conocer el estatus sanitario”, añadió.

 

Nueva normativa

 

Hasta diciembre de 2014, el análisis de toxinas lipofílicas en moluscos bivalvos se realizaba mediante bioensayo de ratón. Esto, porque era la técnica validada por los mercados europeos. En el 2011, se cambia la metodología para detectar estos grupos. Por lo tanto, desde enero del 2015, Chile establece que el método oficial es la cromatografía líquida /espectrometría en masa en tándem (LC-MS/MS), estableciendo 13 toxinas que se deben identificar y cuantificar en los moluscos bivalvos, al igual que los límites para el consumo humano.

 

Cuando las concentraciones de toxinas sobrepasan los límites permitidos, mediante el Programa de Sanidad de Moluscos Bivalvos del Sernapesca, se procede al cierre de las áreas de producción. Por lo tanto, no se puede cosechar hasta que los niveles bajen y sean aptos para el consumo humano.

 

El equipamiento que se utiliza es de alto valor económico, y es una tecnología nueva. Por lo tanto, no fue solo comprar el equipo y hacerlo funcionar, sino que hubo que capacitar al equipo de trabajo y demostrar que los resultados son confiables para que los productos puedan exportarse a los mercados europeos.

 

La capacitación estuvo a cargo de la empresa que se adjudicó la licitación del equipo y posteriormente el jefe del Área de Marea Roja, Pía Varas, realizó una pasantía en el AWI (Alfred Wegener Institute for Polar and Marine Research) en Alemania, junto al Dr. Bernd Krock, científico reconocido a nivel mundial por su aporte al conocimiento de las toxinas lipofílicas.

 

Beneficios

 

Teniendo en cuenta que en nuestro país tenemos presencia permanente de estas toxinas, se hace necesario tener opciones regionales para el análisis de estas toxinas en moluscos bivalvos.

Igualmente, se debe mantener la competitividad de la industria del mejillón.

 

La Industria del mejillón se desarrolla principalmente en la Región de Los Lagos, con un total de 283.300 toneladas en 2015, generando un volumen de exportaciones de 69.499 toneladas equivalente a US$201 millones FOB. Lo que sitúa a Chile como el segundo productor mundial y principal exportador mundial de mejillones.

 

Los principales mercados son países europeos como España, Francia, e Italia, que, junto a Rusia y Estados Unidos, son los destinos que concentran el 69% de las exportaciones chilenas. Esta industria genera aproximadamente 17.000 empleos anuales.

Galería