Jueves
30/03/2017
IFOP monitoreó Floraciones Algales Nocivas durante enero y febrero en Los Lagos y Aysén
Ha sido posible detectarlas a través de las actividades de monitoreo que realiza el Instituto de Fomento Pesquero IFOP (Mundo Acuícola).
06/03/2017


1692 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



IFOP monitoreó Floraciones Algales Nocivas durante enero y febrero en Los Lagos y Aysén

Los fiordos sur australes muestran en las últimas cinco décadas un incremento aparente en la frecuencia, cobertura geográfica e intensidad de las floraciones de algas nocivas, que el común de las personas conoce como mareas rojas. En la región de Los Lagos, particularmente en la isla de Chiloé se produjo una marcada sensibilización de las personas ante este tipo de eventos, luego de las intensas floraciones ocurridas durante el verano y otoño de 2016 ligadas a las microalgas denominadas Pseudo-chatonnella verruculosa y Alexandrium catenella. Ambas produjeron un marcado impacto sobre el entorno social y económico de la región.

En este contexto, y dado que en los fiordos y canales es habitual que ocurran eventos nocivos, es importante que los habitantes del sur del país, conozcan que está ocurriendo con estas floraciones y de esta manera, ir paulatinamente aprendiendo a convivir con ellas.

Durante los dos primeros meses de 2017, han ocurrido diversas floraciones, y aquellas provocadas por Pseudonitzschia cf. australis, Dinophysis acuminata y Karenia cf. mikimotoi, constituyen situaciones distintas y reflejan la dinámica de lo que está ocurriendo en este amplio sector de la geografía del país. En todas ha sido posible detectarlas a través de las actividades de monitoreo que realiza el Instituto de Fomento Pesquero en las tres regiones más australes del país, si bien la última de ellas ha ocurrido en un sector de muy difícil acceso, como es el Golfo de Penas, y que por lo mismo es un sector que no es monitoreado.

P. cf. australis es una diatomea, que está asociada al veneno amnésico de los mariscos (el ácido domoico) y que ha estado en condición de floración en el sureste y costa oeste de la isla de Chiloé desde Cucao hasta isla Tranqui (véase figura adjunta). Los brotes de veneno amnésico son de carácter localizado y de corta duración, del orden de 2 semanas. Durante algunas semanas de febrero esta microalga alcanzó densidades muy altas tanto en el mar interior de Chiloé, particularmente el sureste de la isla, como en su costa expuesta al Océano Pacífico desde Cucao al sur. Actualmente ésta floración está en su fase de declinación.

D. acuminata es un dinoflagelado, que en la región de Los Lagos, está asociada a una toxina lipofílica, conocida como pectenotoxina. Pero es una microalga que muestra distintos perfiles de toxinas a lo largo del país, por ejemplo en la región de Magallanes, además de pectenotoxinas, produce también ácido ocadaico y dinofisitoxinas, estas dos últimas correspondientes al veneno diarreico propiamente tal. Esta microalga a fines de enero mostró abundancia muy alta en toda el área norte del mar interior de Chiloé desde Seno de Reloncaví hacia el sur hasta las islas Talcan (véase figura adjunta). Esta floración también está en su fase de declinación.

K. cf. mikimotoi también es un dinoflagelado, asociado en las últimas semanas a mortalidades de smolts y salmones adultos, mientras eran trasladados en “wellboats” para su faenamiento o bien para su engorda. Todo ello ocurrió en el área del Golfo de Penas. Como consecuencia de ello y dado que no existe un monitoreo regular en ese sector, por iniciativas del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura se ha tenido la oportunidad de participar en dos cruceros a esa área a bordo de buques de la Armada de Chile, el OPV Marinero Fuentealba y el PSG Contramaestre Ortiz, el primero zarpando desde Punta Arenas y el segundo desde Puerto Montt.

Ambos cruceros ya han retornado a sus respectivos puertos de zarpe. Esto tras cubrir distintas áreas del golfo y, como consecuencia de ello, se espera que se pueda disponer de más antecedentes relativos a esta floración. Aunque existen antecedentes logrados por el IFOP que muestran que esta microalga además de ser detectada en el Golfo de Penas, tras el análisis de muestras recolectadas durante el crucero del OPV M. Fuentealba, fue observada en el sector de Tortel y en el extremo norte de Magallanes, al sur del Golfo de Penas.