Viernes
24/11/2017
Oficiales de marina mercante cuestiona dichos del senador Quinteros sobre legislación del sector
La organización agrupa y representa a los profesionales oficiales de puente y de máquinas de la Marina Mercante Nacional (Mundo Acuícola).
17/07/2017


2577 veces leida   BoletinSuscripción Boletín  Enviar NotaImprimir    



Oficiales de marina mercante cuestiona dichos del senador Quinteros sobre legislación del sector

A continuación, reproducimos una declaración del presidente del Consejo Sur Austral de Trabajadores de la Marina Mercante (Cosatram), Julio Urzúa, en réplica a las expresiones del senador Rabindranath Quinteros sobre legislar por una marina mercante de aguas interiores y que, de acuerdo con la organización, afectan gravemente los derechos laborales y seguridad de la vida humana en el mar.

Declaración

“El senador Quinteros se ha referido a la urgencia de crear una marina ‘de navegación de aguas interiores’ en misivas al Gobierno y a la prensa. Pretensión que ha enarbolado el diputado Vallespín en defensa de los empresarios y en desmedro de los trabajadores embarcados, que también recoge últimamente, para nuestra sorpresa, el senador Quinteros Lara quien se había manifestado, en privado, a favor de nuestra posición la que resguarda los legítimos intereses de trabajadores, da cabal cumplimiento a los convenios suscritos por Chile en seguridad de la vida humana en el mar y el cuidado de las aguas y medio ambiente. El cambio de rumbo en 180 grados de Quinteros Lara, del PS, que supuestamente defiende a los trabajadores la hemos interpretado como consecuencia de la degradación moral sin límites que sufre nuestro país en el servicio público y la necesidad de hacer caja en vísperas de las próximas elecciones de noviembre.

No obstante, el Senador ha expresado falsedades o desconocimientos técnicos sobre la Marina Mercante ya que ésta es una sola en el territorio nacional, es la reserva naval del país, y todos los títulos de los embarcados son por merced y reconocimiento internacional de los convenios de formación y titulación, es decir lo que ayer sirvió para obtener matriculas hoy no puede desconocerse so pena de perder nuestra carrera marítima. Lo que no menciona son las vulneraciones de derechos laborales y contaminación de las aguas chilenas que las malas prácticas empresariales han desarrollado por años, documentados en tribunales y dirección del Trabajo, hoy se pretende blanquear y legalizarlas.

No es correcto decir que las exigencias para navegar en aguas interiores (que es una definición jurídica para indicar que Chile es dueño absoluto y aplica toda sus leyes  en ese espacio) sea la misma que para viajes oceánicos, pues cada tipo de navegación, según sus características: tamaño o eslora de la nave, distancias a navegar de la costa, en agua interior, lacustre o fluvial, de altura o altamar, etcétera, poseen exigencias particulares ya sea en las capacidades y conocimientos  que debe tener la tripulación,  tipos y cantidades de elementos salvavidas como chalecos, balsas, botes de rescate, trajes térmicos para salvar vidas de la hipotermia, entre otros. 

Cuando se trata de la peligrosidad, entonces los cientos de naufragios en las aguas interiores desde Cabo de Hornos, Estrecho de Magallanes, Archipiélagos Patagónicos y Chonos, Golfo de Penas, Aguas Oceánica, Chiloé, Puerto Montt hasta Arica, como asimismo de los lagos navegables, dan cuenta de miles de vidas pérdidas en la aventura marítima. Además, estas mismas aguas son de tráfico internacional por lo que se hace necesario estandarizar las prácticas marineras según los convenios acordados por las naciones civilizadas. Igualmente, nada dice el senador sobre el privilegio exclusivo de los navieros chilenos para efectuar el flete marítimo entre los puertos nacionales, sin más competencia que los acuerdos que entre ellos pacten.  Y, en uno de los párrafos el señor Quinteros reconoce que ‘el aporte que la Marina Mercante Nacional realiza al desarrollo del sur del país es innegable’, entonces ¿por qué cambiar esa marina que ha permitido desarrollar al país, por un engendro desconocido que solo beneficia a los empresarios del salmón y dueños de naves?”

Atentamente,

Julio Urzúa Villarroel,

Presidente Cosatram



NOTICIAS RELACIONADAS